Instalación de una pared verde en la Universidad Autónoma de Madrid

Una pared vegetal de aproximadamente 12 metros cuadrados fue instalada en una clase del edificio de Biología de la Facultad de Ciencias de la Universidad Autónoma de Madrid para investigar los beneficios medioambientales.
El muro verde está compuesto con plantas como los potos y las cintas.

Igualmente tiene su propio sistema de agua automatizado. Los resultados de este experimento serán recopilados en un Proyecto de Fin de Grado que trabajará un estudiante de Biología de la UAM.

Se registrarán datos sobre la calidad del aire, así como la temperatura y la humedad en el interior del aula; además, se compararán los resultados de la aula con la pared vegetal con los obtenidos en otra aula sin muro verde, con las mismas dimensiones y orientación.

El proyecto no está aislado, como ya en diferentes lugares del mundo se han llevado a cabo estudios similares en hospitales o centros de trabajo. La conclusión obvia es que la presencia de vegetación en los interiores es saludable.